Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Morbi eu nulla vehicula, sagittis tortor id, fermentum nunc. Donec gravida mi a condimentum rutrum. Praesent aliquet pellentesque nisi.

La importancia de un buen sommelier

El trabajo de un sommelier o sumiller es un empleo que se lleva ejerciendo desde hace varios siglos. Antiguamente eran los encargados de guardas las llaves de la bodega de las mansiones o castillos franceses. Con el tiempo la labor de estos profesionales ha ido aumentando y evolucionando hasta llegar a ser especialistas en vinos para restaurantes principalmente.

Mostrar un simple vino parece tarea fácil a simple vista, pero lo cierto es que los clientes amantes del vino, aunque no muy conocedores de éste requieren de un experto que les diga cuál es el mejor para acompañar los distintos tipos de comida y para ello se necesita un buen sommelier.

El puesto de sommelier o sumiller tiene un papel tan importante que hacen incluso diferenciar un buen restaurante de uno excelente. Contar con un profesional que se dedique exclusivamente a tratar con el cliente el tipo de maridaje que se va a utilizar durante la comida es un plus a la hora de sentarte a la mesa.

A continuación, vamos a conocer cuál es la importancia de un buen sommelier:

Guía perfecto para comensales

Como hemos mencionado anteriormente, los clientes pueden ser apasionados del sabor del vino, pero no tener mucha idea. Para eso tenemos a todo un profesional, una persona que sepa definir y explicar una buena botella como puede ser un Tinto Pesquera.

El sommelier se encarga de aconsejar y sugerir que maridaje es el idóneo para potenciar el sabor del plato.

Lo importante es que el profesional sea capaz de ayudar en cualquier tipo de dudas al comensal y poder indicar cada matiz que le ofrece el vino con total claridad y hacer así que el cliente disfrute de una experiencia única e irrepetible.

Responsable de las bodegas

Tomarse un Tinto Pesquera en perfectas condiciones es uno de los mayores placeres de la vida y eso, además de por ser uno de los mejores vinos del mundo, también es gracias al encargado de las bodegas de los restaurantes.

El sommelier no sólo te indica qué tipo de vino es el perfecto para acompañar cada comida, también se encarga de mantener la bodega de los restaurantes y hoteles en las mejores condiciones para que se conserve el vino.

Crear la carta de vinos

Además de sugerir un buen vino, el sumiller presenta sus ideas para la carta de vinos del restaurante, sus conocimientos de enología le permiten valorar que caldos se pueden ofrecer al comensal según los platos que hay en la carta.

Mientras más variedad de vinos haya mejor será la experiencia del comensal que tendrá la oportunidad de acompañar su comida con el mejor sabor para la ocasión.

Maestro para camareros

Tener un buen sommelier trabajando en tu restaurante es beneficioso para los demás camareros que trabajan con él.

Tener a un profesional que pueda dar una pequeña formación de cómo funciona cada uno de los vinos dependiendo de los alimentos que se sirvan hará que tu restaurante tenga un nivel superior en cuanto a la atención al cliente y la calidad del servicio.

Definitivamente, el sommelier cumple con muchas funciones y todas son beneficiosas para el negocio y para la presentación del vino, uno de los mayores placeres. Sabemos que un Tinto Pesquera no requiere presentación alguna, pero tener un profesional que te indique cómo y con qué puedes tomarte un producto tan bueno como el creado por la Familia Pesquera, eso no tiene precio.